9 nov. 2019

Se cumplen 20 años de la muerte de Enrique Urquijo

Su música sigue viva, y su recuerdo también. Han pasado 20 años desde que un 17 de noviembre de 1999 se encontró muerto a Enrique Urquijo en un portal del barrio madrileño de Malasaña. Y el dolor de su ausencia sigue escociendo. A su entorno, a sus fans, y a sus compañeros. Así lo ha comprobado Miguel Bargueño, autor del libro 'Enrique Urquijo. Adiós tristeza'.

Bargueño acaba de reeditar, actualizado y ampliado, su libro publicado en 2005. Ahora incluye un repaso de estas dos décadas sin Urquijo y entrevistas con otros músicos que, de un modo u otro, se sienten influidos por él. "Era necesario hacer un epílogo. Han pasado 20 años y quería contar qué ha pasado con la música de Enrique, cómo ha influido, cómo le recuerdan sus compañeros de profesión", cuenta Bargueño.

Contar por ejemplo que en este tiempo de ausencia, Los Secretos, el primer grupo de Urquijo liderado ahora por su hermano Álvaro, han tocado incluso en el Teatro Real. Que se han ido de gira por Latinoamérica, que han sacado cinco discos de estudio, pero que siguen echando de menos a Enrique. No hay concierto en el que no les pidan 'Déjame', esa canción que es ya el lema de toda una generación y que a Enrique, su compositor, no le acababa de gustar.

En este tiempo su figura ha seguido creciendo, tal y como suele pasar con las leyendas. Se han celebrado conciertos homenajes, discos tributos, versiones de sus canciones. "Era muy respetado por sus compañeros de profesión. Lo sigue siendo", dice Bargueño, quien ha entrevistado para ampliar su libro a Luz Casal, Fito Cabrales, Eva Amaral, Carlos Goñi, Mikel Erentxun...

"Todos destacan la sencillez con la que trasmitía lo que sentía, cómo lograba expresar con palabras sencillas sentimientos que el oyente indentificaba como suyos", cuenta Bargueño. Era el don de Enrique. Lograba trasmitir. Y eso no es tan fácil. Sus compañeros también destacan su voz. Una voz singular, reconocible. "Sin ser virtuosa, tenía una forma de cantar que trasmitía", comenta Miguel Ángel Bargueño. "Siempre me llamó la atención su fragilidad al cantar y su tierno semblante", le cuenta Luz Casal al periodista. Una fragilidad que en cierto modo era real. No solo las drogas marcaron su vida, Enrique era una persona sensible, con tendencia a la depresión.

Urquijo fue un icono de la movida madrileña. Y en cierto sentido su superviviente. Siguió siendo quien era, un músico de sentimientos, sin dejarse arrastrar por las modas. Con personalidad sacó 15 discos con Los Secretos y dos con Los Problemas. Hasta que un día se perdió por Madrid. Tardaron dos días en saber dónde estaba. Lo encontraron muerto por sobredosis en el portal número 23 de la calle Espíritu Santo del barrio madrileño de Malasaña. Tenía 39 años.

"Solamente él sabe que pasaron esos dos días que estuvo perdido", comenta Bargueño que en la primera versión del libro cuenta con detalle cómo "el timbrazo del teléfono" sobresaltó a la compañera del cantante Pía Minchot, 23 años entonces. La llamaba Manuel Notario, el representante del artista, "Me han llamado de DRO (la discográfica) Enrique ha muerto", le dijo. "Por más que se tratara de una muerte anunciada todos aquellos que habían sentido aprecio por la obra de Enrique sufrieron un gran impacto", cuenta Bargueño en su libro. Entre ellos Joaquín Sabina quien no ha vuelto a escuchar un disco de Los Secretos y quien, según se cuenta en el libro, no pudo evitar llorar cuando escuchó en una cafetería, tres días después de la muerte de Urquijo, una de sus canciones. "Carajo, me entró una llorera", cuenta Sabina.

El 17 de noviembre un concierto homenaje con Los Secretos y artistas invitados (como Miguel Ríos, Amaral, Alejo Stivel o Mikel Erentxun entre otros) le recordará a lo grande en el Wizink Center de Madrid, un centro con un aforo de unos 17.000 espectadores.

El 16 de noviembre también se le recordará con música, pero en una sala pequeña, de las que le gustaban. En el café concierto el Rincón de Arte Nuevo, donde tantas veces tocó con su segundo grupo Los Problemas. Allí 70 personas compartirán sus canciones con artistas invitados. Y se presentará 'Enrique Urquijo. Adiós tristeza'. El retrato más personal del cantante de Los Secretos, según reza la nota de prensa de la editorial. El libro de testimonio del periodista Miguel Ángel Bargueño, que vuelve a publicar para que sus fans de entonces y ahora, no olviden quién fue el cantante de los sentimientos.

[Fuente: Elisa Albacete para niusdiario.es -Enlace original-]

No hay comentarios:

Publicar un comentario